17 Mar / 2020

¿Por qué es importante el uso de las mascarillas?

Las mascarillas son el invento mejor ideado para enfrentar momentos de riesgo como la propagación de enfermedades vinculadas a bacterias y virus que podrían ingresar al cuerpo a través de nuestro sistema respiratorio. Esta indumentaria de seguridad, también conocida como barbijo o cubreboca, es una de las armas más eficaces a la hora de evitar el contagio de una enfermedad a personas que estén próximas.

En principio, el uso de las mascarillas eran exclusivos de los doctores y otros profesionales de Medicina, quienes las usaban a la hora de realizar alguna cirugía u operación, pues el principal objetivo era el de contener posibles bacterias que salgan de sus narices y bocas, las cuales podrían afectar al paciente.

Ahora bien, actualmente existen diferentes tipos de mascarillas, las mismas que son usadas en diferentes circunstancias y por diferentes personas. Una mascarilla n95, por ejemplo, debe ser usada por personas que presentan síntomas de alguna enfermedad respiratoria o que, en parte, afecte a su sistema respiratorio.

Veamos a continuación los tipos de barbijos que existen y en qué situaciones deben usarse, esto con el fin de evitar el uso de mascarillas específicas en situaciones contrarias o ajenas al verdadero uso de este producto. Recordemos que cada mascarilla está pensada en diferentes pacientes y circunstancias. La mascarilla n95 y otro tipo de mascarillas

La mascarilla n95 y otro tipo de mascarillas

De acuerdo a una clasificación general, existen dos tipos de barbijos, una es la mascarilla n95 y la otra es la mascarilla quirúrgica. La primera es de uso común y pueden ser compradas en farmacias o facilitadas por instituciones públicas a personas de a pie y en momentos de riesgo como contagios masivos o pandemias. La segunda es la mencionada anteriormente y que pueden ser de uso exclusivo para profesionales médicos durante cirugías u operaciones.

Sin embargo, más allá de la mascarilla n95 y la quirúrgica, existen otros tipos de mascarillas que pueden clasificarse de acuerdo al material con el que han sido fabricados o por otros factores como las situaciones en las que su uso ha sido pensado y más.

Ejemplo de ello son las siguientes 3 mascarillas que conoceremos y cuyo uso también es importante para la prevención de infecciones o contagios masivos, veamos cuáles son:

Mascarillas de clase de protección FFP1

A diferencia de otras mascarillas, como la mascarilla n95 y la quirúrgica, el uso de estas están pensadas para quienes trabajan en empresas dedicadas a las construcciones o que forman parte de la industria alimentaria.

Mascarillas de clase de protección FFP2

Estas, en cambio, pueden usarse por aquellas personas que trabajan en lugares donde se concentran partículas nocivas y mutagénicas. Las partículas de estas mascarillas, por lo general, contienen partículas que miden como máximo 0,6 micras, por eso son muy recomendadas para usarse durante trabajos metalúrgicos o de minería.

Precisamente, estas mascarillas son aquellas que previenen el contacto con aerosoles, neblina y humos enemigos de nuestras vías respiratorias, pues pueden llegar a provocar cáncer de pulmón.

Mascarillas de protección FFP3

Estas son las que ofrecen máxima protección contra todo tipo de contaminación, especialmente del aire que se está respirando. Estas mascarillas, a diferencia de otras como la mascarilla n95, filtran partículas venenosas, oncogénicos y gases radioactivos, lo cual las convierte en las ideales para ser usadas en laboratorios químicos y laboratorios de hospitales donde se tratan enfermedades respiratorias muy fuertes o se hacen estudios.

Como podrás ver, existen diferentes tipos de mascarillas, la efectividad de las mismas depende también del material con el que son fabricadas, motivo por el que todas las personas que las usan deben prestar mucha atención en su procedencia y a la hora de adquirirlas, pues pueden estar involucradas con el contrabando o la falsificación de productos estrella.

En este tipo de casos, se debe tener mucho más cuidado con aquellas que pretendan ser la mascarilla n95 porque son las más comercializadas y las más preferidas por aquellas personas que están evitando el contagiarse con alguna enfermedad respiratoria o desee usarla en temporadas de frío, cuando el número de personas resfriadas aumenta demasiado.

¿Cómo usar una mascarilla n95?

Y bien, ahora que hemos visto que la mascarilla n95 es la más usada por muchas personas en todo el mundo, es necesario hablar sobre su uso correcto, esto debido a que si se usa de una forma inadecuada, de nada servirá el intento de protegerse contra alguna enfermedad respiratoria.

Veamos a continuación qué cuidados se debe tener durante el uso de la mascarilla n95:

  • Es bueno tomar en cuenta que no todas las mascarillas n95 son uniformes, pues vienen en colores diferentes y algunas son multicolores  (de dos o más colores). Para colocarlos correctamente, es necesario revisar las instrucciones que aparecen en la caja o bolsa en la que venía. Con esto, podrás saber, por ejemplo, qué color va de qué lado.
  • El correcto uso de la mascarilla n95 también tiene que ver con las personas que deben usarlas y aquellas que no, es decir, solo las personas que están portando algún virus o están desechando bacterias por días, son las que sí deben usarlas, mientras que las que están sanas o sin síntomas de alguna enfermedad respiratoria, no es necesario que las usen.
  • Si una persona tiene síntomas de alguna enfermedad respiratoria, generalmente anda tosiendo y/o estornudando, por lo que es prudente que use la mascarilla n95. El total de enfermedades respiratorias pueden identificarse a través de estas acciones del cuerpo.
  • El uso de la mascarilla n95 podrá ser efectiva solo si se respetan al mismo tiempo los cuidados de higiene, esto quiere decir que quien la está usando debe constantemente lavarse las manos, evitar el contacto de las manos con la cara (especialmente nariz y boca) y saludar a otras personas sin contacto alguno.

Como se puede observar, las mascarillas de todo tipo tienen sus propias funciones y objetivos, su uso está condicionado a otras formas preventivas como el lavado de manos y el evitar contacto con otras personas, además de entender que es necesario saber cómo usarlas y en qué circunstancias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *